Navarra disfruta de
una economía industrial, avanzada y muy competitiva

Navarra tiene una larga tradición de economía abierta y apertura al exterior. Desde la década de los sesenta que inició su transformación industrial, están implantadas más de 125 multinacionales de más de 20 países dedicadas a diferentes sectores.

Actualmente, el peso del tejido industrial en Navarra es muy fuerte, supone más del 25% del PIB, casi 13 puntos por encima de la media española.

Gran parte de las empresas industriales, caracterizadas por sus elevados niveles tecnológicos y su notable capacidad exportadora, pertenecen a los dos subsectores de actividad más importantes dentro de la industria navarra: Automóvil y Maquinaria de Equipo. Entre ambos subsectores y la industria agroalimentaria suponen más de la mitad del VAB industrial de Navarra.

El gran tejido empresarial de Navarra se extiende desde el sector primario, hasta el industrial y el terciario, generando sinergias que facilitan la reducción de costes, productividad y rentabilidad.

Navarra cuenta con la tercera renta per cápita más alta del país, 31.389 €  y superior a la media de los países UE-27 (31.237 €) en el 2020.  Su tasa de desempleo es de las más bajas de España, con casi 10 puntos por debajo de la media española.

Exportaciones

La alta tasa de cobertura y el elevado peso que de las exportaciones sobre el PIB regional, alrededor de un 44%  en los últimos años , reflejan el marcado perfil exportador de la economía navarra, un factor que favorece el crecimiento económico a largo plazo.

Los principales mercados de las exportaciones son la Unión Europea y America, y los principales sectores son: Automoción, Bienes de equipos y semimanufacturas.

Buen clima empresarial

Navarra se caracteriza por su elevada capacidad de cooperación entre los agentes (centros de educación, ciencia y tecnología y gobierno) y empresas que facilitan el desarrollo empresarial.

El acceso a los representantes del gobierno local y regional siempre ha sido sencillo y cercano. El fuerte compromiso del Gobierno en el desarrollo empresarial, el pequeño tamaño de la región (10.500 km2) y el ser una región u principalmente, a las siguientes razones:

Navarra fue considerada 3ª región en el índice de facilidad de hacer negocios de España 2015.

El equilibrio entre productividad, costes y calidad coloca a la industria navarra en una muy buena posición para competir con el resto de Europa.

Las multinacionales invierten en Navarra

Navarra ha recibido 2.625 millones de euros de inversión productiva bruta desde 1993, una media de 94 millones de euros anuales en el período de multinacionales extranjeras. Se sitúa como la sexta región española con mayor presencia de capital extranjero, según su población, tras Madrid, Cataluña, País Vasco, Asturias y Baleares.

A diferencia del resto del país, donde la inversión tiende a concentrarse en el sector Servicios (60%), en Navarra la Industria ha concentrado un 75% de los flujos, el 78% en la última década.

Especialmente significativo en Navarra es el impacto que las empresas extranjeras tienen en las cifras de exportación regional, por la fuerte presencia de éstas en sectores muy centrados en el sector exterior. Un 64,8% de las ventas fuera de España de empresas con sede en Navarra están ligadas a la actividad de las multinacionales, un porcentaje sin parangón entre el resto de regiones en España (40% media nacional).

Aunque estas empresas representaban apenas el 0,55% del número de empresas en la región en los mencionados sectores, su impacto en la economía navarra era mucho más representativo en términos de las principales variables macroeconómicas. Así, su cifra de negocios representaba un 33,5% del total, el valor de la producción alcanzaba el 40,2% del total, y absorbían el 37,0% de las compras y trabajos realizados por otras empresas, variables todas ellas por encima de la representación media de las filiales a nivel nacional.

Estas empresas son responsables del 17,8% del empleo en Navarra, registrándose el tercer mayor ratio a este respecto a nivel nacional, únicamente por detrás de Madrid y Cataluña.

*Fuente: Informe Impacto de las multinacionales en Navarra 2021.